Empezamos respondiendo una pregunta fundamental para encarar nuestro tema ¿qué es una causal de exclusión de cobertura? Una causal de exclusión de cobertura es aquella situación puntual dentro de un siniestro que la compañía se resiste a cubrir en caso de acontecer. Es preciso aclarar que en este artículo abordaremos una causal de exclusión del seguro de auto, por lo que cada vez que nombremos «siniestro» nos referimos a los que pudiera sufrir un conductor y/o su auto y los terceros involucrados.

¿Ejemplos?

Hay algunos de público conocimiento, como aquellos casos en que los asegurados se «auto roban» más de una rueda de su vehículo para que el seguro los indemnice por las 4 (si, sucede). Obviamente que la causal en este caso sería que el robo no fue real, y la compañía de seguros no debería hacerse cargo del gasto de reposición de las ruedas «robadas». Otra causal aun más común es la exclusión de cobertura por estado de ebriedad al participar en un accidente, por la que el seguro no se haría cargo de la responsabilidad del conductor que, al parecer, habría tomado un poco de más. Como último ejemplo podemos citar la clásica exclusión de cobertura por falta de pago de la póliza.

Estas son dentro de todo regulares, pero hay una en particular que mucha gente no tiene en cuenta.

exclusion de cobertura por parentesco

Causal de Exclusión de Cobertura por Parentesco

Siempre que contratamos un seguro, aunque sea el obligatorio (sólo cubre responsabilidad civil contra terceros), asumimos que la compañía se compromete a indemnizarnos por los daños que pudieran sufrir las personas que se encontraban dentro de nuestro auto durante algún accidente. Es decir, consideramos a las personas que transportamos como terceros, y esto a menudo es una afirmación errada. ¿Por qué? 

Las compañías de seguros asumen que la mayoría de las veces que transportamos personas se trata de familiares, amigos, conocidos o gente que pertenece a nuestro ámbito cercano, lo cual es cierto en la mayoría de los casos. Lo que no sucede a menudo es que esta exclusión de cobertura esté detallada en la póliza. Veamos qué tipos de parentesco son los que no cubren la mayoría de los seguros.

Parentesco por Consanguinidad

Este tipo de parentesco es el establecido por la relación de sangre entre las personas, y su grado depende del número de generaciones que separan a dichas personas. Las compañías de seguros de Argentina  suelen establecer la causal de exclusión de cobertura por parentesco de consanguinidad hasta el tercer grado, que es al que pertenecen los familiares del cónyuge del asegurado.

Supongamos que tengo una cobertura contra terceros completa, decido llevar a mi hermano a algún lugar y en el trayecto sufrimos un accidente del que él resulta lesionado. El seguro no aceptaría indemnizarme porque puede especular con que hubo algún tipo de fraude armado por quienes viajábamos en el vehículo asegurado.

Por su parte, el primer y segundo grado responden a los vínculos de consanguinidad provenientes de la propia familia, a saber:

  • Primer grado: padres e hijos
  • Segundo grado: abuelos, hermanos y nietos

Parentesco por Afinidad

El parentesco por afinidad es el generado a partir del matrimonio. En este caso, la causal de exclusión del seguro sería que el tercero transportado fuera el cónyuge del asegurado, o bien un familiar del cónyuge del asegurado hasta el tercer grado. ¿Y si al momento del accidente las personas con parentesco de afinidad estuviesen divorciadas? Recientemente han habido fallos que han dictado como no efectiva la causal de exclusión de cobertura por afinidad en algunos casos de cónyuges afectados por accidentes durante la conducción del asegurado.

Lo cierto es que en estos casos la resolución debería basarse en una investigación sobre las causas del accidente, en virtud de descubrir si el pedido de indemnización es fraudulento, es decir, si hubio confabulación entre el asegurado y la víctima (con parentesco).

Parentesco por Adopción

Es el parentesco generado a partir de la adopción de un hijo.

¿Cómo sé si mi Seguro Cubre a Terceros Transportados?

Si estás dudando sobre las exclusiones de cobertura de tu seguro automotor o no sabes si tu seguro cubre a terceros transportados, te recomendamos llamar a tu productor de seguros lo antes posible para conocer las condiciones de tu póliza. De esta forma podrás tomar acción sobre posibles inconvenientes y siniestros futuros, ya que este asunto es realmente muy problemático por el poco conocimiento que la gente tiene sobre sus pólizas de seguros.

Recordá que aunque tengas la cobertura más completa del mercado, es probable que la exclusión de cobertura por parentesco no esté detallada o no la hayas visto, por lo que siempre es mejor asesorarse y estar seguro sobre este asunto.

¿Cubre el Seguro si el accidente es entre Familiares?

Hasta ahora habíamos mencionado la causal de exclusión de cobertura por parentesco que surge de un siniestro en el que las personas emparentadas viajan en el mismo vehículo, la cual, al fin y al cabo, puede evitarse contratando un seguro contra terceros transportados (aunque no es muy común). Sin embargo, un choque o atropello entre familiares es otro escenario posible.

Esta causal de exclusión de cobertura es aún más complicada, ya que las compañías son más cuidadosas ante este caso y casi no hay registro de alguna que haya indemnizado a un asegurado por causarle un daño a un familiar o a sus bienes durante un accidente de auto. La lógica detrás de este proceder de las aseguradoras es que siempre puede tratarse de un fraude, por lo que el reclamo de la indemnización sería injusto o desleal. Sin embargo, siempre debe revisarse cada caso particularmente para determinar el alcance de las coberturas.

¡Cotiza YA!
Un asesor te llamara

Aclaración

Vale aclarar que los posibles casos que venimos repasando responden a supuestos en los que el asegurado que transporta a personas con parentesco (no incluidas en la cobertura) fueran las culpables de los siniestros. De lo contrario, el seguro contra terceros de alguien que cause el accidente debería indemnizar a quienes sufrieron daños, estén emparentados o no.

exclusion de cobertura por falta de pago

Otras Causales de Exclusión de Cobertura del Seguro Automotor

Incurrir en estos posibles escenarios es suficiente para que la compañía de seguros se rehúse a indemnizarte si participás de un accidente o sos culpable de un siniestro, aún teniendo la cobertura más completa.

Exclusión de cobertura por exceso de pasajeros

Como su nombre lo indica, esta causal se hace efectiva cuando el asegurado transporta en el auto a más personas que las permitidas por la ley de tránsito o que superan la capacidad del auto. En este caso, la compañía de seguros puede exhimirse de la responsabildad de indemnizar el siniestro.

Exclusión de cobertura por culpa grave

La «culpa grave» es un concepto un poco confuso, pero podría definirse como una situación en la que el culpable del siniestro obra con extremada negligencia, habiendo podido prever que de comportarse de tal forma podría haber causado daños a terceros o a el mismo.

A modo de ejemplo: alguien va apurado a su trabajo, se encuentra atorado en el tránsito lento de la salida de una escuela, se adelanta a gran velocidad (más de la permitida) y atropella a un peatón. Era de imaginarse que de circular a más de lo permitido en una zona de mucha circulación y con un límite impuesto podría haberse producido un accidente.

Exclusión de cobertura por falta de licencia

Esta causal es bastante común, y es la que se da cuando un auto asegurado es conducido por alguien sin licencia de conducir, sin importar su edad.

Exclusión de cobertura por exceso de velocidad

Si la compañía de seguros logra comprobar que el asegurado iba en exceso de velocidad al incurrir en un siniestro, puede oponerse a asumir la responsabilidad del hecho. Generalmente se considera exceso de velocidad cuando el automotor circula con un exceso de más del 40% de la velocidad permitida en la zona del siniestro.

Exclusión de cobertura por falta de denuncia

Según la ley, el plazo máximo para denunciar un siniestro a una aseguradora para reclamar por su respuesta es de 3 días. Pasado este límite temporal, las compañías de seguros pueden alegar que existe la causal de exclusión de cobertura por falta de denuncia.