Los seguros de embarcaciones son de suma importancia para quienes navegan, aunque siempre se pueda contar con la «solidaridad náutica». Un inconveniente de navegación puede ocasionar grandes pérdidas y poner en situación de peligro a la nave, sus tripulantes y embarcaciones cercanas.

Hacé click y contratá el seguro ideal para tu embarcación

Navegar es una actividad que puede ocasionar situaciones de grave peligro, sin mencionar los gastos que se deben hacer en reparaciones y responsabilidad civil, además de la posibilidad de una serie de trámites legales por daños y perjuicios.

¿Seguro de embarcaciones obligatorio o no?

En Argentina, el seguro de responsabilidad civil contra terceros es obligatorio para circular en embarcaciones. De todos modos, dependiendo del tipo de embarcación y el uso que se le dé, contratar un seguro de este tipo es una opción beneficiosa si se tiene en cuenta la posibilidad de incurrir en siniestros como rotura de cascos, rotura de palo, parada de motor o hundimientos, sin mencionar los riesgos por la cantidad de embarcaciones que circulan de todo tipo y en forma poco prudente.

Además, la Superintendencia de Seguros de la Nación establece que se debe incluir un seguro de vida obligatorio para las tripulaciones de embarcaciones de pesca según la ley 16.517.

seguro de embarcaciones obligatorio

Asegurate contra accidentes náuticos

Las coberturas de un seguro de embarcación

Las pérdidas de una embarcación accidentada pueden ser totales o parciales, y ambas circunstancias pueden exigir costos de reparación muy elevados que pueden prevenirse contando con una póliza que garantice la indemnización necesaria en cada caso. Por otro lado, es de gran utilidad contar con un seguro que ofrezca alternativas capaces de actuar con solvencia ante situaciones de peligro como naufragios, varamientos o accidentes. Los seguros de embarcación incluyen coberturas destinadas a las siguientes situaciones:

Daños al Barco: los procesos de reparaciones suelen ser mucho más rápidos cuando la embarcación se encuentra asegurada.

Choques o accidentes: son muy probables en embarcaciones como veleros, lanchas, motos de agua y buques, entre otros.

Robo Total: mediante la denuncia y la notificación del siniestro a la compañía, esta se encargará de llevar a cabo el procedimiento correspondiente para recuperar lo robado o bien indemnizar al asegurado por la suma de los elementos perdidos, siempre y cuando estén incluidos en la póliza.

Responsabilidad Civil: el seguro de embarcación contra todo riesgo no es obligatorio para navegar, pero si el de responsabilidad civil contra terceros y la tripulación de la nave, según lo establece la ley.

Gastos de salvamento: esta cobertura actúa diligentemente para disminuir el daño que ha provocado un incidente.

Riesgos por huelga y vandalismo: tumultos y conmociones civiles que causen daños a la embarcación.

Rotura de palo

Daños por transporte: es una cobertura adicional que ampara los daños y pérdidas que sufra el barco siendo trasladado de un lugar a otro, por consecuencia directa de incendio, choque, vuelco o desbarrancamiento del trailer dentro del territorio argentino.

Incendio en Guardería: es una cobertura que ampara los daños totales o parciales directos causados por rayo, o explosión que se produzcan cuando la embarcación se encuentre en guarderías comerciales, depósitos o garajes particulares.